14/9/11

Lesbianas

Arroz con leche
me quiero casar
con una señorita
de
San Nicolás
que sepa tejer
que sepa bordar
que sepa abrir la puerta
para ir a jugar
yo soy la viudita
del puente del rey
que quiero
casarme y no encuentro
con quien
con ésta si
con ésta no
con esta señorita me caso yo

7/9/11

Inseguridad



Ayer pasó algo horrible.

Mientras volvía a casa con @barbudisimo a eso de las 2 AM divisamos a unos cinco o seis wachiturros teen. Como había dos chicas ahí nos acercamos tranquilos siguiendo mi regla arbitraria machistoburguesa que establece que si el número de chicas en un grupo sospechoso asemeja al de chicos, entonces dicho grupo es inofensivo¹.

Cuando estábamos apenas a unos pasos de ellos, un auto rojo frena de repente y uno de los pibes viene corriendo hacia nosotros,... Me asusto: soy muy copado para ser el nuevo Axel Blumberg².

En la foto: Axel Blumberg copado.

Pero el chico nos ignora y va al auto. Se abre la ventanilla de adelante, el conductor estira la mano, el chico recibe algo que hace ruido de bolsa, el auto sigue, el chico vuelve al grupo.

Bueno, misterio resuelto: no nos iban a robar, ni secuestrar, ni nada. Sólo estaban comprando droga, que tranquilidad.

Seguimos caminando, muy contentos, y cuando ya finalmente pasamos entre nuestros nuevos amigos una de las chicas dijo algo que no logré oir y todos nos señalan y le susurran que se calle.

De repente aparece un patrullero de la metropolitana y sigue al auto rojo, pero yo no me di cuenta porque estaba indignado con lo que acababa de pasar: ¿Parezco tan viejo como para que esos chicos crean que no pueden comprar droga enfrente mío?

Sólo tengo diez años más que ellos y encima tengo barba de hippie sucio... ¿Qué les pasa? Yo también compro porro desde la ventanilla de un auto, tarados.

Cuando finalmente vi el patrullero me super emocioné pensando que iban a meter presos a todos, al del auto por transa y a los pendejos por insultarme, pero el drogamóvil dobló y los policias estacionaron.

¡Cuánta impunidad, Dios mío!

 No tenía sentido hacer un mini escándalo... Quien nunca haya vendido drogas ni herido la sensibilidad de un desconocido en la calle que lance la primera piedra.




Notas al pie
1: Con una sola chica no vale porque recuerdo claramente un capítulo de Life College, la telenovela de Jugate Conmigo, en el que a una de las protagonistas le robaban dos tipos y una tipa.
2: Es demasiado pronto para hacer chistes con Candela, Q.E.P.D.

29/4/11

The Yellow Skirt

Little nigger, when I dance regardless I dance during night or daytime

I drive everybody insane with my yellow skirt.


Little nigger, when I dance regardless I dance during night or daytime

I drive everybody insane with my yellow skirt.

I drive everybody insane, momma (with her yellow skirt)


I drive everybody insane, momma (with her yellow skirt)

I drive the nigger crazy, momma (with her yellow skirt)

I drive the nigger crazy, momma (with her yellow skirt)

A little step herewards, a little step therewards

moving my waist, moving whithout stopping.



A little step herewards, a little step therewards

moving my waist, moving without stopping.

Little nigger, when I dance regardless I dance during night or daytime

I drive everybody insane with my yellow skirt.

Little nigger, when I dance regardless I dance during night or daytime

I drive everybody insane with my yellow skirt.

I drive everybody insane, momma (with her yellow skirt)


I drive everybody insane, momma (with her yellow skirt)

I drive the nigger crazy, momma (with her yellow skirt)

I drive the nigger crazy, momma (with her yellow skirt)

A little step herewards, a little step therewards

moving my waist, moving whithout stopping.

A little step herewards, a little step therewards

moving my waist, moving without stopping.


lyrics by Gladys, the Tucumanian Bomb

12/4/11

electra_socorro@hotmail.com

Hace mucho recibí una amenaza de muerte de ese mail.
Era la época de hotmail y su cacapacidad de 1Mb, por eso no lo tengo guardado.
Lo curioso es que no conocía al remitente y estaba bastante convencido de tampoco haberle hecho a nadie las cosas de las que me acusaba, aunque tampoco podía afirmarlo porque eran puntos bastante genéricos como me cagaste la vida
" Víbora traicionera no tenés amigos" me acuerdo que decía.
Unos días después le contesté preguntándole, casi pidiéndole perdón de antemano, qué era lo que le había hecho. No quería preguntarle también quien era porque me parecía tal vez demasiado encima decirle no sé quién sos.
Me respondió que se había equivocado al elegir en la lista de contactos y que qué suerte que había metido la pata porque al final había sido todo un malentendido y ya se había resuelto.
Hay gente que está loca.


11/4/11

Todo lo que Usted siempre quizo saber sobre el SEXO pero en realidad no era tan interesante como para andar averiguando por ahí

¿Alguna vez se preguntaron cómo sería coger siendo del sexo opuesto?
Hoy mi papá dijo en la cena que las mujeres gozaban el sexo diez veces más que los hombres.
Todos supusimos que su conocimiento estadístico era de una fuente confiable, después de todo es médico. Pero sin que nadie le preguntara nada citó el testimonio de Tiresias, un oráculo de la Grecia mítica que pasó de hombre a mujer y a hombre de vuelta y al ser consultado respondió lo del 1000% de placer.
Me pareció que no era un dato sólido, pero lo dejé pasar... Mi papá es religioso, la rigurosidad de los hechos históricos citados le interesa poco y nada.
Después de cenar busqué al respecto en google, pero todos los resultados parecían ser boludeces del estilo YahooAnswers y la verdad tampoco me interesaba tanto como para leer sobre eso en vez de hacer otra cosa (como por ejemplo esto).
Así que me pareció que la opinión de Tiresias tampoco podía ser descartada así como si nada, al fin y al cabo en todos los miles de años que pasaron desde que Tiresias existió o no existió al día de la fecha no ha habido nadie más -que yo sepa- que haya sido de los dos sexos. Existieron hermafroditas como Lady Gaga, Jamie Lee Curtis o Inés Efrón, sí, pero no es lo mismo.

Cuestión de que mientras pensaba en qué loco cambiar de sexo y en cómo la gente se cree cualquier cosa que se le diga me acordé de que en Grecia la sodomía corría como pan caliente. Y me parece que ahí está la clave del asunto: en el sexo anal.


Recordemos que Tiresias fue primero hombre, luego se convirtió en mujer. Yo tengo amigos que si se despiertan convertidos en mujeres se suicidan o se vuelven lesbianas. Sin embargo, Tiresias se prendió a coger con hombres y al parecer le re cabió, así que no me parece poco probable que tuviera una predilección previa por los amantes de sexo masculino.
Lo que Tiresias podría estar comparando es el sexo anal con el sexo vaginal, que para él era diez veces más placentero...

Y, nuevamente, no necesitábamos del testimonio de un viejo marica mítico para dilucidar algo que desde un primer momento podíamos le podíamos preguntar a cualquier mujer existente.

De todos modos, más allá de la experiencia personal de Tiresias, admitamos que comparar vaginas con penes es como comparar bananas con paltas y su afirmación nunca puede dejar de ser demasiado subjetiva.
Pero si hablamos de sexo anal ahí cambia la cosa. Es de suponer que pese a tener su nueva vagina superpoderosa Tiresias de vez en cuando practicara el sexo anal, aunque fuera sólo por recordar los viejos tiempos.
Así que creo que por lo menos lo que su testimonio podría servir para comparar el sexo anal en hombres y mujeres, tal vez establecer que eso de la próstata es un bolazo.
Pero nuevamente, ni siquiera eso ya qué Tiresias no fue específico al respecto y de hecho, ni siquiera existió, así que...

¡Gracias por NADA, Tiresias!
░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░

7/3/11

Sobre el uso de los Villanos Disney como chivos expiatorios

Con este ensayo me recibo de la facultad. Pija-teta-culo-concha


             Disney fue el máximo narrador infantil del siglo XX. Mientras que las versiones de Charles Perrault y los Hermanos Grimm compitieron entre sí en el mercado del cuento de hadas, Walt Disney no tuvo durante el siglo XX un rival digno de su poder.
Poder es una palabra clave a la hora de hablar The Walt Disney Company.
Si lo pensamos por un segundo, veremos que ninguna otra compañía ha calado tan profundo en nuestra crianza. Nos ha instruido sobre cultura, moral, historia, política, razas, sexualidad y justicia a través de canciones e imágenes mágicas que todos amamos (y un merchandasing agresivamente inagotable).

Las primeras representaciones que recibimos de la sociedad y sus valores nos las dan las películas de Disney.
Justamente, pretendo centrarme en la representación que hacen sus películas de la violencia, en como mediante la figura del Villano Disney libera al status quo de cualquier responsabilidad sobre la existencia de la criminalidad al reducirla a la expresión de una maldad aislada de cualquier contexto social, inherente a estos personajes e inmodificable, lo que impide la reinserción del Villano en la sociedad y deja como única opción su confinamiento o aniquilación.

Entendamos que Disney forma y es formado por el estilo de vida americano en un proceso dinámico. Representa sus ideales culturales al mismo tiempo que  contribuye a forjarlos, afectando a la visión de la sociedad sobre sí misma.
 Así nos ha definido grupos sociales y culturales, nos ha definido que las autoridades establecidas son buenas, que el amor es sagrado y heterosexual, que la familia de sangre es buena pero la postiza suele ser mala, que el éxito para las chicas consiste en encontrar un hombre hermoso que las despose y así una larga lista.
Nuevamente, los valores morales que Disney establece van cambiando con la sociedad misma. Es por eso que, por ejemplo, ha pasado de representar a los Villanos con estereotipos xenófobos y racistas durante el MacCarthismo –como los indios de Peter Pan (1953) o los gatos siameses de La Dama y el Vagabundo (1955)- a tener una seguidilla de héroes y heroínas no caucásicos en las últimas dos décadas, teniendo como último exponente a La Princesa y el Sapo (2009), estrenada el mismo año en que Obama asumió la presidencia de los Estados Unidos y donde por primera vez en la filmografía de Disney el protagonismo es de los afroaméricanos.


Sin embargo, por más cambios que presente en su discurso hay un punto en el cual Disney jamás daría el brazo a torcer, el pilar de todo su emporio: la niñez es tiempo de alegría e inocencia.
         Henry Giroux  plantea que la Walt Disney Company ha monopolizado el concepto de inocencia. El otro lado de la moneda es que esto concede a Disney también definir qué hace a alguien no inocente.

Hoy la compañía agrupa a la gran mayoría de los personajes de sus producciones habidas y por haber en cuatro franquicias.
Primero está Príncipes Disney, formada básicamente por todos los personajes masculinos protagonistas de la trama romántica de la película de turno.
De sus novias se encarga Princesas Disney, la segunda de las franquicias.
Luego está Hadas Disney, que es algo más raro porque no tiene mucha base en las películas sino que gira en torno al personaje de Campanita que, dicho sea de paso, su nombre oficial en Latinoamérica ahora es Tinker Bell.
Por último están los Villanos Disney: los no inocentes de Disney. Los Villanos Disney tienen el monopolio del mal en este Universo, ningún personaje puede hacer una mala acción si no pertenece a esta franquicia (salvando el caso de que se encuentre bajo el influjo de alguno de ellos). 
Los más populares son Cruella De Vil de 101 Dálmatas, Úrsula de La Sirenita, Jafar de Aladdin, Scar de El Rey León, La Reina Malvada de Blancanieves, Hades de Hércules y la peor de todas, el mal puro, Maléfica de La Bella Durmiente. Sin embargo la franquicia es mucho más abarcadora, englobando también a varios secuaces como ser Banzai, Ed y Shenzi, las hienas de El Rey León, a personajes menos recordados como ser Chernabog.
Chernabog, a quien probablemente nadie pueda recordar de nombre, protagoniza el episodio de Una Noche en el Monte Calvo en el largometraje Fantasía (1940). En el mismo engaña a toda una aldea haciéndoles creer que sus alas son una montaña para luego revelarse como un demonio negro gigantesco  que comanda espíritus y devora vírgenes... No sería ir demasiado lejos afirmar que Disney ha incorporado a su franquicia al mismísimo diablo, de hecho así describió a este personaje el propio Walt Disney. Satanás es un Villano Disney.
Y tiene un merchandising divino

Los Villanos Disney personifican el Mal total y definitivo. Son malos y nada más que eso, no hay mucho oculto tras esa fachada de maldad. Son inevitablemente malvados, inherentemente sádicos, envidiosos, locos. No sólo no poseen ninguna característica que los redima sino que la redención les está negada. 

Sus encarnaciones pueden ser muy variadas, sus motivos y personalidades. Pueden ser humorísticos cómo Hades (Hércules,1997) o Úrsula (La Sirenita, 1989), pero ninguno de los Villanos tiene una pizca de bondad que los pueda hacer arrepentir sobre su obrar.
Este paradigma del Villano puro permanece vigente y prácticamente intachable en toda su filmografía[i]. Recién setenta y tres años después de su primer largometraje animado Disney hace el primer gesto inconfundible por humanizar a uno de sus Villanos en Toy Story 3. Sin embargo, con este retrato del Villano en cuestión, Lotso, se termina de revelar lo rígido e intransigente de su postura.
Lotso, el oso capo mafia de la guardería, no nació malo sino que adquirió su maldad casi accidentalmente. De joven fue olvidado en un picnic por los padres de su dueña. Sin que le sea fácil, logra volver a su casa sólo para encontrarse con que ha sido reemplazado por un doble idéntico suyo. A partir de ese momento su corazón se oscureció por completo.
Sin lugar a duda, esta subtrama propia otorga a Lotso una tridimensionalidad nueva, nunca antes vista en un Villano Disney. Por primera vez, la maldad no es innata sino adquirida. ¿Pero aporta esto un cambio sincero?
¿Y por qué tenía TANTAS ganas de ir a ese bautismo, eh?
En potencia, sí: al haber conocido la bondad y haberse envenenado de él siendo ya un joven adulto, no es ridículo suponer que Lotso posea la capacidad de redimirse. Es una posibilidad que el espectador siente  presente hasta último momento, algo inconcebible en, por ejemplo, Maléfica, que convertida en dragón lucha hasta su muerte sólo por no haber sido invitada a un bautismo dieciséis años atrás...
Sin embargo, en la práctica, no cambia nada: Lotso no se redime.
En el último tramo de la película  sorprende al espectador y a los héroes al elegir salvarse únicamente a sí mismo y también enviar a los héroes al incinerador. Y no sólo ya ha sido perdonado por Woody y sus amigos e incluido en su grupo, por lo que está a salvo de cualquier posible represalia,  sino que ni siquiera recibe ningún tipo de beneficio como resultante de su acto de traición (después de todo, ninguno de los muñecos de Andy planeaba volver a la guardería, por lo que su posición social habría quedado intacta).
Lotso realiza el mal por el mal, ni siquiera se lo puede disfrazar como venganza ya que no está humillado ni desea recuperar nada de nadie. E incluso al dársele la oportunidad de redimirse decide reincidir. Podemos ver claramente en su cara el momento en el cual Lotso evalúa la situación y decide enviar a quienes  lo trataron de la forma más humana, sincera y sensible en que se podría tratar a un criminal de su calibre a la mismísima boca del infierno. 
El Villano muere Villano y nada puede hacerlo cambiar. 
Disney sigue fiel a la creencia más cuestionada del maniqueísmo, el otorgarle una entidad propia al mal. El Mal existe de por sí y absolutamente. Es el par newtoniano del Bien con el cual el Universo se equilibra. Y este Mal son los Villanos Disney.
 Todos mantienen una base común. Son ambiciosos, egoístas, ególatras, manipuladores, crueles, apáticos... Y pertenecen a la clase alta.
Si bien varios análisis sociológicos contemporáneos podrían demostrar que el grueso del crimen nace de la marginación, el contraste social y entorno violento, los Villanos Disney no conocen el hambre. Se encuentran en posiciones elevadas en lo social, económico y/o político. Sus motores son la envidia, la codicia, el exceso… Ellos mismos.
         La maldad es intrínseca al Villano. Los crímenes son cometidos por gente mala y esa maldad no tiene nada que ver con las condiciones sociales, sobre todo no con la pobreza. Ese es el discurso oficial de The Walt Disney Company en lo que a crimen y violencia incumba.
Por supuesto, la pobreza existe en el Mundo Disney, pero cuando aparece –si es que lo hace  – lo hace encarnada en héroes virtuosos que no hacen más que robar para el bien. Robin Hood roba a los ricos para alimentar a los pobres y Aladdin canta “comer para vivir, robar para comer”. Es una pobreza light y su estilo de vida resulta jocoso antes que criminal.
Entonces, la injusticia social, la marginación y la pobreza no son puestas en tela de juicio  en ningún momento. El público no debería sentir durante la película la necesidad de cuestionarse si una redistribución de la riqueza disminuiría el crimen ya que los Villanos son ricos.
Bueno
Malo
        

















            ¿Y qué les sucede a los Villanos Disney hacia el final del filme? Gran parte muere, en su totalidad sufren un castigo cinematográficamente espantoso. Y una vez que el Villano ha sido correctamente ajusticiado el mundo pasa a ser un paraíso pleno sin ninguna escala.
Recordemos a Úrsula, la Bruja del Mar. En el clímax de La Sirenita consigue el tridente de Tritón, el cual le permite volverse gigante y superpoderosa sólo para ser empalada por el príncipe con su barco y luego recibir rayo encima, lo que la hace agonizar, gritar y morir. En la siguiente escena ya todos son felices, se casan Ariel y el príncipe, congenian el reino humano con el sirénido...
Lo mismo sucede, por citar un ejemplo, en El Rey León. Luego de una lucha en la cual Scar vuelve a demostrar su bajeza, Simba sin quererlo lo arroja por un peñasco y Scar debe verse cara a cara con las hienas, a quienes hace instantes acaba de achacar la culpa de todos los males del reino y encima lo oyeron hacerlo. Lo devoran vivo y luego el bienestar vuelve a la selva. Las plantas resurgen, el río deja de estar seco. Todo esto sin necesidad de un período de recuperación ni nada.
Ya no existe el Mal, se ha erradicado para siempre sólo con la neutralización del Villano. Una vez que desaparece, todo el resto puede vivir feliz por siempre. No importa que los estados dentro de Estados Unidos que avalan la pena de muerte tengan tasas de crímenes violentos más elevadas que los estados que no, en Disneyworld la pena de muerte trae la felicidad.
 Y si por algún capricho del azar el Villano de turno no recibe la pena de muerte, lo más probable es que reciba cadena perpetua sin posibilidad de libertad condicional, como sucede, por ejemplo, en el caso de Lotso, atado al radiador de un camión bajo el sol abrasante por el resto de sus días.

Esas son las dos opciones que se trabajan para el grueso de los Villanos en el universo Disney.  La conclusión que extraen estos filmes es que la sociedad estaría mejor deshaciéndose para siempre de sus criminales. Hablando mal y pronto, los criminales son malos e irreformables y matarlos, o por lo menos echarlos lejos para siempre, trae el bienestar general inmediato.
Al individualizar la criminalidad y explicarla por características propias a la personalidad del Villano de turno Disney desestima a la violencia como problema estructural de la sociedad y niega cualquier influencia de la disparidad social en la aparición de la misma.
Las causas reales son sustituidas por representaciones estilizadas que terminan validando las estructuras de dominación al satisfacer el deseo del espectador de ver en pantalla el triunfo del bien sobre el mal.
La única exigencia nos incita a tener Disney hacia las el status quo es la de una mano más dura en su trato con los criminales, si es que nos incita a tener alguna.





[i] Tomando en cuenta sólo a las películas estrenadas en cine y no a las secuelas de video o televisión y a los Villanos centrales, ya que algunos secuaces pasan a formar parte del bando de los héroes como en el caso de Jago, el loro de Jaffar en Aladdin o Percy, el perro del Gobernador Ratcliffe en Pocahontas

14/2/11

Robando con el chat: Dos Viejos Trolos: Manucho y Huysmans


Sent at 1:40 AM on Tuesday
Lorenzo
q todoooo
todo para "Dos viejos Trolos"
re
mal
dos viejos trolos va a ser la finca que todos van a querer visitar los veranos
como la casa de manuel mujica lainez
Lorenzo
manucho
me
un viejo trolo
Lorenzo
viste q ACTIVA qestoy en twitter?
me
muy activia
Lorenzo
me solté un toque
me
Cuando fui a lo de Manucho, en Córdoba
hice la visita guiada
Tiene un jardín impresionante, onda el de Bomarzo que no nos dejaron visitar.
Y un montón de cosas de trolo.
Lorenzo
ree
#calabozosanales
me
No tanto arneses y sillones con penes sino el hombrecito azul en un azulejo.
Un caramelito hecho de cristal de Bohemia
cosas así
tangencialmente de puto.
Y lo más de puto que tenía era la casa de su esposa dentro del mismo terreno.
Lorenzo
ufff re
como a rebours
me
Cada uno tenía su propia casa
Lorenzo
ubicás ese libro
me
no
Lorenzo
de huyssmans
o algo así
me
estoy escribiendo un post de mi blog acá
Lorenzo
es un trolo re loco
victoriano
q se encierra en su mansión a flashear
y le incrusta diamantes a una tortuga
tiene un órgano de olores
etc
me
un òrgano de olores
waaaa
Y lo mejor de lo de Manucho
(perdòn, pero vuelvo a lo de Manucho)
Lorenzo
+}*
me
es que la guía se hacía la que Manucho no era gay
o sea...
me
"Amaba mucho a su esposa, pero cada uno con su casa... quién pudiera eh! Si yo pudiera mandar a mi marido al lado" y todos jajaja.
"Al menos tu marido no es gay" había que decirle
Sent at 1:48 AM on Tuesday
me
está buenísimo
parece
Lorenzo
sii
Sent at 1:50 AM on Tuesday
me
sabés que si copio esto y lo pego en blogger aparece como una historietita divina?
Lorenzo
<3
Sent at 1:53 AM on Tuesday
me
es como el upgrade del bog de Bimbo
Sent at 1:54 AM on Tuesday
me
te molesta si lo pego?
Sent at 1:58 AM on Tuesday
Lorenzo
ni ahí
Sent at 1:59 AM on Tuesday
me
querés mandarle un saludito a alguien?
Sent at 2:03 AM on Tuesday
Lorenzo
a cthuluh
me
un besito a chuchulu que seguramente nos está mirando: <3